Alérgenos e intolerancias alimentarias según el Reglamento UE 1169/2011

Cumpliendo con nuestra obligación profesional de asesorar a nuestras empresas clientes en aquellos ámbitos que la ley nos marca, les informamos que según la Normativa Europea RE1169/2011, en diciembre de 2014 comienza la obligatoriedad de declaración de alérgenos (leche, huevos, gluten, frutos secos…) en cafeterías, restaurantes, comedores, tiendas de alimentación a granel, alimentos elaborados, etc.

Las empresas que no cumplan con las técnicas de autocontrol en materia de seguridad alimentaria marcadas en la normativa europea 1169/2011 se enfrentan a sanciones que van desde los 5.000€ a los 600.000€ (Ley 17/2011).

Los establecimientos asumen toda la responsabilidad referida al consumo de alimentos y accidentes por alergias alimentarias en sus instalaciones.

Al objeto de adaptar los negocios a esta nueva normativa, les ofrecemos formación específica que tiene por objetivos:

1.- Sensibilizar a los asistentes hacia la problemática de las alergias e intolerancias alimentarias desde una perspectiva práctica.

2.- Aprender cómo hacer frente a la nueva normativa europea 1169/2011 con un Plan de Prevención de Riegos de Alergias Alimentarias que cumpla con esta normativa.

El curso “Adaptación de establecimientos a la normativa obligatoria de declaración de alérgenos” es una herramienta indispensable que ayuda a implantar en los establecimientos de ocio, turismo y restauración, lo que se denomina “Gastronomía Accesible”. El establecimiento muestra rigor y compromiso, y el consumidor está seguro y satisfecho.

¿Qué exige la nueva normativa RE1169/2011 sobre las alergias alimenta

La nueva normativa exige informar de los ingredientes de la comida que se sirve, se elabora, se manipula, etc. ya que para una parte de la población hay determinados alimentos o componentes que pueden provocar reacciones adversas debido a una alergia alimentaria o a una intolerancia alimentaria. Por ello se han establecido normas que obligan a informar de su presencia cuando se incorporan de forma voluntaria a los alimentos como ingredientes.

¿Se requiere realmente informar sobre los ingredientes de los platos de comida?

Sí, es necesario y además, por obligación legal doble: Sanidad y Consumo. Los accidentes por alergias e intolerancias alimentarias pueden acarrear graves problemas administrativos (sanciones) y de salud pública (arriesgan la vida del cliente en el establecimiento por shock anafiláctico).

¿Se requiere informar al usuario de forma oral o escrita?

La información que se proporcione al cliente debe ser por escrito obligatoriamente, quedando la información oral como opcional.

¿Es necesaria la formación del personal?

Sí, en todos los casos y para todos los manipuladores de alimentos. Todos los trabajadores del establecimiento deben conocer las enfermedades, sus riesgos (incluyen la muerte en segundos), la ley, sus obligaciones y los métodos de mantener bajo control los ingredientes de cada plato de comida.

BALMAR  ofrece a sus clientes la posibilidad de realizar dicha formación por personal debidamente cualificado, así como el asesoramiento necesario en cualquier caso de duda o consulta que pudiera suscitarse.